Moonz es…

Desarrollo

Después de muchos años en esta profesión nos hemos dado cuenta de que ya tratamos a los hijos de los que fueron nuestros pacientes y que, a esos hijos que vemos ahora crecer, nos hablan de sus momentos de felicidad, las frustraciones en el colegio, o sus ambiciones universitarias y profesionales.

Aunque hemos conseguido acortar muchísimo los tratamientos al realizarlos en dos fases, el vínculo personal que se crea entre nosotros es tan fuerte que hace que permanezca una relación más allá de lo “dental”, posibilitando de esta manera una colaboración con los padres en el desarrollo personal de los niños. Ser conscientes de esto nos hace pensar en aplicaciones como el club Moonz que fomenta la implicación de vuestros hijos en el tratamiento, la emoción, el esfuerzo, la satisfacción por superar objetivos y la diversión.

El resultado final será no solo una sonrisa a la que han contribuido, sino el aprendizaje de que con esfuerzo se consiguen objetivos y, más importante, la seguridad de que son capaces de hacer lo que se propongan.  

Moonz es desarrollo

Back to 'Moonz es…'